Te sé.

Sé que es inútil intentar dejar de escribirte, que entre estas letras aun se esconde el otoño, aunque ya han pasado cuatro estaciones, también sé de certeza que a quien le escribes es a tus soledades, que mi nombre ha quedado olvidado entre las cartas sin destinatario y que tus insomnios ya no son producto de las platicas interminables antes de dormir.

Sé que guardas, como yo, entre cajones, los pocos recuerdos que la memoria nos hizo y que de vez en cuando los desempolvas en monologos de madrugada a la voz de cantautores.

Yo te sé, en cada poema, en cada nueva despedida, en cada insomnio, en cada pesadilla, en cada té, en cada caminata sin rumbo alguno, en cada canción de trova, en mi libro favorito, en mis flores favoritas, en las flores.

Yo te sé, en cada nuevo encuentro que guarde la esperanza de que esta por fin sea una nueva estación pero también sé que es inútil esperarlo…

Esta entrada fue publicada en Blog Personal. Guarda el enlace permanente.

Opina! :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s